La vida por aquí

La vida por aquí y por allá…

Pre-pre-alfa del diseño funcional de la versión alfa de la aplicación o cómo romperse la cabeza sin motivo julio 5, 2008

Filed under: El PeCé,Tecnología — antonio92 @ 4:31 pm

Despues del pedacho trabalenguas del título de la entrada, quería hacer una reflexión personal acerca de algo que viene ocurriendo en esto de la informática desde hace años. Y el ver otros artículos relacionados mientras blogueaba me ha ayudado a recordarlo.

Cuando empecé yo mi andadura por estos lares (vale que sería un niño, lo admito, pero durante bastante tiempo sé que fue así), no era nada frecuenta encontrar cosas como “descargue el programa XXX versión RC1-build 671” o “en breve será publicada la primera versión alfa del sistema operativo X”. Ya había betas, sí, algunas, pero no eran la pasión de la gente y eran consideradas como el concepto que en el fondo siguen escondiendo tras su nombre: versiones de prueba, para instalar en entornos de prueba, y hacer pruebas, probar, probar, probar. Y las versiones que no eran consideradas aptas para el usuario final por tener un estatus preliminar de desarrollo, eran enviadas a medios de comunicación o a organizaciones específicas, que se ocuparan de eso mismo, de probar.

Y probablemente si fuese éste el año 1997 fuesen considerados locos de la pradera los sujetos que hace unos meses inundaban foros y listas de correo preguntando por qué no les funcionaban sus extensiones favoritas en la pre-alpha de Firefox 4 que se acababan de bajar (OH NOES! QUE VOY A HACER! QUE NO FUNCIONA HOYGA!), en un momento donde ni siquiera estaba disponible la versión definitiva de Firefox 3 (y mucha gente usaba la beta 3 de la susodicha versión).

Claro que este no es el primer caso ni el último. Leyendo en una ocasión un blog de un hombre que trabajaba en el soporte técnico de una empresa X, recibía llamadas continuas de un cliente, el cual pedía soporte para su Windows Vista RC1, que no le gustaba porque no le funcionaban los drivers. Y todo por el pequeño detalle de que el sistema operativo aún no había salido. Cachis.

Y hablando en un terreno más personal… si mal no recuerdo, la primera versión “beta” que usé en mi vida creo que fue la de la versión 8.0 del Winzip, allá por el año 2000. Y cómo no, también fui parte de la fiebre de las “versiones anuncio”. A principios de 2005 instalé con toda la ilusión una versión Alfa del Windows Longhorn (ahora Vista) en una partición que había hecho en mi disco duro. Pero fue probarla unos quince minutos y borrarla, simplemente por curiosidad. No soportaría ser paranoico en la medida necesaria para usarlo como sistema operativo cotidiano.

A veces no sé si la gente se ha parado a pensar sobre esto, pero las empresas (y cada vez más) anuncian las versiones alfa y beta como si fueran las finales. Y los usuarios las usan felizmente hasta que el programa X les casca y les manda todo al garete. Señores, probemos lo que nos dé la gana, que todos lo hacemos, pero seamos consecuentes con lo que hacemos y con cómo actuamos.

Por cierto, yo fui de los pocos usuarios que no descargó Firefox 3 hasta el “Download Day”, día en el que salió la versión final. Y tampoco tenía ganas ningunas de probar la beta.

No estoy en contra de las versiones de prueba preliminares, sino todo lo contrario, que después se me interpreta mal. Pero me gustaría que se tuviese en cuenta que son versiones de prueba.

Por cierto. Me gustaría saber qué vendrá antes de la alfa. ¿Una versión “-1”? 😛

Anuncios